Saborido: «Estoy conmovido, porque es una desgracia mundial»


1. ¿Qué estás haciendo vos y tu preparador físico para mantener al equipo «entrenado»?
2. Si se parara más de 2/3 meses, creés que es factible retornar rápidamente?
3. ¿Sos partidario, en ese caso, de una cancelacion de la temporada o preferís que se termine, aunque finalice en diciembre o enero?
4. ¿Qué hacés en esta situación extraña para un entrenador de estar tanto tiempo en casa? Rutinas.
5. ¿Cómo calificarías tu estado emocional ante todo esto: miedo, ansiedad, angustia, incertidumbre u otro?

1. Nosotros tomamos la medida de licenciar al equipo el sábado pasado y teníamos fecha de retorno el lunes 23. Entonces, cada uno de los jugadores tenía un trabajo físico y uno específico que cumplir. Eso iba a ser testeado en la semana. Con las nuevas medidas, vamos a elevar un informe de fechas posibles a respetar y una renovación del trabajo físico. A partir de la semana que viene, trataremos de hacer actividad del equipo vía internet y, también, otras cosas para mantener la conexión en conjunto.

2. Se tendría que volver con un tiempo prudencial de preparación y vuelta a la actividad. El conocimiento ya se tiene, la adaptación al medio también. En algunos casos, hasta el 70% de la competencia ya está realizada. Con eso se gana tiempo. Segunramente, el rendimiento final se verá afectado por este parate. Sin embargo, tenemos que pensar que se hizo por la salud y por cosas importantes que había que cumplir. No hay que priorizar el deporte antes que el bienestar general.

3. No tengo un pensamiento tan formado. Para mí, siempre y cuando se pueda, se tendría que terminar esta temporada. Ojalá se pueda hacer. Hay un montón de cuestiones que entran en juego que van más allá de los deseos y de las decisiones dirigenciales. Yo no sé si cada club está en condiciones de mantener la estructura de un equipo durante catorce meses o más. Contratos, comida, traslados, etcétera. La resolución que se tome estará enganchada de muchas otras cosas. Es algo muy complejo.

4. Me fui con mi familia y llevamos una semana juntos. La actividad que puedo hacer es disfrutarlos a ellos. En mi momento de conexión con el básquet, trato de informarme sobre cómo están los otros equpos. Hablar con mis colegas para ver qué hacen y qué harán. Con mi asistente, estamos desarrollando una plataforma para realizar actividades con el equipo.

5. Estoy conmovido, porque es un fenómeno y una desgracia mundial. En mi ciudad, Mar del Plata, hay cola de gente en la ruta para entrar porque se lo toman como un fin de semana largo. Eso me da mucho miedo. La mayoría es consciente de la gravedad de esta situación, pero no la totalidad. En este momento, hay que poner la salud como prioridad. Resguardarse, prevenir y que todo lo demás sea secundario. Tengo incertidumbre por saber qué es lo que pasará, pero tengo en claro que, si se toman decisiones a nivel colectivo, van a ser las mejores para el bienestar de todos.

Fabián García
Basquet Plus

Comparte esta publicación en

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *